martes, 8 de septiembre de 2009

Río desnudo

.
Óyelo,
es el río
fálico furioso
que penetra en el mar
adquiriendo
la connotación púdica
de un esqueleto repleto
en su invernáculo

siente el caudal
la matriz inversa
de su cuello prensil
con el afrodisíaco barro
desarraigado y compungido
por el molusco desvainado
y la gaviota ostentosa

aplaude la fuerza
de viejo flujo
que nadie vence
ni las hordas de ramas
que caen
en su corriente

a dejado atrás el puente
a la piedra que perfora
a la pepita de almíbar
que corrompía el arroyo

se lleva al hombre
con su reluciente pudor
de un pubis desnudo de violetas

se manifiesta rompiente
en las horas que acrecienta
los lamentos de las rocas
incendiarias
sulfurosas
huérfanas de huesos salobres

el despilfarro es nupcial
disgregando el firme propósito
de la entrega
basta
y profunda
de ir
contracorriente.



Gio.

Del poemario: "Que me encuentren en Lima"
2008

9 comentarios:

Mixha dijo...

Este poema es buenísimo. puedo escuchar al río frente a mi, las palabras me empujan a sentirlo, vibran con el sentido, tu poesía crece crece cfrece y tu junto a ella, excelente, besos

Jose Zúñiga dijo...

Desembocadura: penetración fálica de un río en el mar. Merecería figurar así en los diccionarios. Sólo por eso (y hay más), este poema me pàrece un hallazgo.
Salud.

Voltios dijo...

Buena metáfora querido gio, ya lo dijo zuñi

Marian Raméntol Serratosa dijo...

ir contracorriente, ser río o mar, ser agua, ser palabra... sí.

Un abrazo
Marian

Bibiana Poveda dijo...

es cierto: este río desbocado con tus palabras puede sentirse.
¿en qué río piensa el poeta gio cuando escribe río?
no, no es un juego. sólo me dio esa curiosidad.
abrazo!

Giovanni-Collazos dijo...

El poema lo escribí el año pasado, conjuntamente con todos los poemas de este poemario, durante mi estancia en Lima. Lo escribí observando y pensando en el Río Rímac "El Río Hablador".

Bletisa dijo...

Te has currado mucho este poema Gío y me sorprende la cantidad de adjetivos calificativos que empleas.

Giovanni-Collazos dijo...

Este poema ya lo había publicado el año pasado aquí, Bletisa. Y aunque no parezca, me salió de un tirón...

Abrazos!

Abrazos a todos!

Gio.

Bibiana Poveda dijo...

sí, lo había leído, Gio. gracias por la respuesta. mi curiosidad, santificada por el Rimac.