jueves, 29 de abril de 2010

Columpios

.
Maté al jilguero,
a la mosca,
al escarabajo pelotero,
a los aviones de papel,
a las espadas de cartón,
a las paredes de quincha,
a las esquinas torvas,
a las cometas en las que volaba mi mirada,
a esos cernícalos que cazaban palomas,
a esos trompos y trompadas a granel,
y los disequé en mi piel

llevo a todos ellos a montarse en columpio
con la impronta dominguera de los poros
que segregan insectos y pericotes,
cada vez que el calendario se va comiendo mis azules.




Gio.

6 comentarios:

santiago tena dijo...

tráetelos mañana

:)

un abrazo

roxana dijo...

HAY QUE AMACARSE!
Abrazo

Neorrabioso dijo...

Qué bueno. Léelo hoy.

Abrazos.

Hasta pronto.

Luisa Arellano dijo...

Llega Doña Inspiración, pisando fuerte. Felicidades... esto promete! :)

Besos

virgi dijo...

Pues te regalos los azules que fueron a buscar para la chica de sus sueños.
Me columpio, feliz, entre tus palabras.
Besitos

Marian Raméntol Serratosa dijo...

El calendario comiéndose tus azules, Mmmm... ese verso es infinito.

Un abrazote
Marian