jueves, 12 de noviembre de 2009

Gota a gota

.
Qué importa si las placas tectónicas
remueven los cimientos de mi serpentín,
haciendo que la última gota de pisco
se halle curtiendo
mi deshabitado
cuerpo

si el temblor se lo debo a tu boca constrictora,
a tu vientre batiente
que no filtró mi torpeza

el temblor se lo debo a mi bardo
formado en charcas de carne,
entre muslos y fermentos
desglosados por los avernos
que coexisten en la eufonía del cencerro
y de la caja que recoge
mis pedazos

qué importa el redoble de los dedos,
el sabor de la uva,
si despides la embriaguez del alambique
que me reduce
a sangre profética que queda pegada
en la pared,
mientras tiemblo gota a gota
sobre el adobe y la quincha
de mi casa.




Gio.

4 comentarios:

elisa...lichazul dijo...

sencillamente pasional a morir
un gusto leerte gio

Voltios dijo...

gio monstruo sigue con tu poesía, como te dije en el post aquel que escribiste de las "críticas" hacia tu estilo, tu voz es esta.

Yamileth dijo...

Sigue recogiendo tus pasos en letras, Gio. Un abrazo para tu poesía desde esta Lima que extrañas a tu manera. Que todo vaya bien en la presentación.

Y.

Marina Centeno dijo...

Me gustó mucho este poema, Gio. Hay una labor muy importante en ella, una lucidez temperamental que no pasa desapercibida.... felicitaciones.

Saludos.