miércoles, 9 de noviembre de 2011

Contra la niebla

.
He puesto la mirada en el silencio eco para reanudarme
en la sombra vulva sin artificios he puesto el cuerpo

he detectado virulentos molares en los restos del fracaso
hormigas discontinuas en su canibalismo
fracturas que exclaman un poco de indecencia

me he puesto el pulso para reconocerme
recogiendo los pedazos de la turba
en un ir a la contra de la niebla

saco la aguja que se enrosca en estos arbustos huesos
y todo se vuelve diminutivo todo parece rebosante.







Gio.

4 comentarios:

Helenaconh dijo...

este texto me gusta mucho;
ya sabes lo que nos decimos siempre, pero a mí me gustas, nunca me dejas inerte.

Lidia dijo...

Me siento muy identificada con este poema Gio...(y me parece francamente bueno)

Un abrazo.

:)

nubesbajas dijo...

Grande.
Contra las nubes.

Abrazo,
G.

Charcos dijo...

me gusta muchísimo, creo que ya te lo he dicho por algún lado, pero da igual lo he vuelto a leer y me sigue pegando fuerte.